Estudiantes de psicología visitan Villa Palmeras

El apoyo psicológico tiene un poder sanador en la salud emocional de las personas, por eso los estudiantes de los cursos de psicología de la profesora Sylvia Álvarez visitaron Villa Palmeras.

Estudiantes de los cursos PSIC 201-1 y 2, y PSIC 205-1. Foto por: Néstor Méndez

Por Marla Figueroa Ramos
Comunicaciones Integradas

El pasado miércoles 1 de noviembre los estudiantes de los cursos PSIC 201-1 y 2, y PSIC 205-1, se unieron a los esfuerzos de Sagrado Contigo para distribuir kits de higiene en la comunidad de Villa Palmeras. Pero más allá de los artículos de primera necesidad, los jóvenes llevaron palabras de aliento y apoyo a las personas afectadas por el huracán.

El proyecto les permitió reflexionar sobre las estrategias de intervención en comunidades que han sido objeto de desastres naturales y las implicaciones en la salud mental de los individuos.

“Esta experiencia es un ejemplo del compromiso de la juventud y su interés en hacer la diferencia en la vida de las personas. Además, este ejercicio ayuda a conectar los contenidos teóricos impartidos en el salón de clases con la práctica. También, al participar de esta visita se fomenta la empatía en momentos de grandes retos emocionales”, comentó Sylvia Álvarez, profesora del curso y coordinadora de la actividad.

Los estudiantes entregaron suministros en la comunidad de Villa Palmeras. Foto por: Néstor Méndez

La visita le brindó a los estudiantes la oportunidad de obtener conocimiento de primera mano sobre el estado físico y emocional de los vecinos de este sector y la necesidad de involucrarse en los esfuerzos de recuperación social.

“Al visitar Villa Palmeras pude ver que la realidad es más fuerte de lo que nos imaginábamos. Ver personas encamadas, sin poder buscar comida, salir a hacer las filas para conseguir alimentos o gasolina, hacer lo que todo el mundo hace para salir adelante, es triste. Esta experiencia es bien emocional porque, de cierto modo,  somos como un rayo de luz y esperanza que llega a sus hogares”, expresó Yenny Peralta, estudiante de Psicología.

En la visita se pudo apreciar la necesidad y relevancia que tiene brindar asistencia psicológica y espiritual a todos los afectados por el evento atmosférico.

“Hay personas que todavía están en shock y ahora es que están empezando a aceptar su nueva realidad. Si no vas a la calle, si no sales, muchas veces no ves lo que ocurre a nuestro alrededor. Para muchos  esta situación ha sido una experiencia muy dura y tenemos que ayudar,” comentó Fianmy Paula, estudiante de Enfermería.

Asimismo, los estudiantes indicaron que el recorrido fue uno de mucho aprendizaje y responsabilidad. Pues, además de su visita se comprometieron a regresar a la comunidad para continuar con su aportación social.

“Espero haber dejado esperanza y alegría. Quiero que sepan que no están solos, que este no es el fin.  Vamos a seguir ayudando”, concluyó Paula.